Chat
Filtro nutricional
  • Vegetariano
    El producto no contiene en su composición ningún tipo de carne o pescado (puede contener huevo, lácteos o miel).
  • Vegano
    El producto no contiene ningún componente de origen animal.
  • Gourmet
    El producto cuyas principales cualidades lo convierten en un alimento selecto.
  • Sin grasa
    El producto no contiene más de 3g de grasa por 100g en el caso de los sólidos o 1,5g de grasa por 100ml en el caso de los líquidos.
  • Fuente de fibra
    El producto contiene como mínimo 3g de fibra por 100g o, como mínimo, 1,5g de fibra por 100kcal.
  • Alto contenido de proteínas
    Las proteínas aportan como mínimo el 20% del valor energético del alimento.
  • Sin azúcares
    El producto no contiene más de 0,5g de azúcar por 100g o 100ml.
  • Sin sal
    El producto no contiene más de 0,005g de sodio, o el valor equivalente de sal, por 100g.
Filtrar por marca

Polen ecológico

La apicultura es una gran aliada de los amantes de la alimentación sana. A productos tan saludables como la miel, el propóleo o la jalea real, hay que sumar también el polen ecológico, un auténtico superalimento que aporta innumerables beneficios al organismo. A continuación te contamos cuáles son.

¿Qué es el polen ecológico?

El polen es un polvillo muy fino que producen las flores y que sirve como elemento fecundador. Las abejas lo recolectan y lo trasladan de una planta a otra, contribuyendo a la polinización.

Esta sustancia, que las obreras se llevan a los panales, es utilizada para alimentar a las larvas, pero los apicultores tienen técnicas para quedarse con parte de este producto.

En el caso de la que las colmenas estén bajo un régimen de apicultura orgánica, estaríamos hablando de polen ecológico, ya que procede de zonas alejadas de cualquier fuente de contaminación y de colmenas en las que no se utilizan medicamentos de síntesis ni otros elementos contaminantes o perjudiciales.

¿Cuáles son las propiedades del polen?

El polen se considera un superalimento. En su composición destacan la presencia de proteínas y vitaminas A, D, E, B1, C y K. También contiene aminoácidos y minerales como el calcio, el zinc, el magnesio, el potasio, el aluminio o el hierro.

Por su contenido en nutrientes, el polen funciona muy bien para aumentar la actividad enzimática del organismo. También se recomienda en casos de fatiga, anemia o falta de vigor. Es, además, especialmente útil para reforzar las defensas.

¿Cómo consumir polen?

El polen se puede consumir seco o fresco. Este último, conserva más propiedades, pero requiere más cuidados. En ambos casos se puede tomar solo, simplemente ingiriendo una cucharadita.

En la cocina se utiliza para ensaladas y como guarnición en algunos platos. Pero, además, es un gran acompañamiento para yogures, cuajadas, batidos o zumos.

¿Cuándo tomar polen?

Realmente, el polen es beneficioso en cualquier momento porque siempre ayuda a reforzar el organismo y a mantener un tono vital más enérgico. En otoño y en invierno puede resultar de gran ayuda para prevenir resfriados y gripes y en primavera para obtener unas dosis extra de energía.

¿Dónde comprar polen ecológico?

Si quieres comprar polen ecológico de gran calidad, siempre puedes recurrir a supermercados online especializados como Merkabio, donde tendrás todas las garantías de estar adquiriendo un producto fantástico que contribuirá a mejorar tu salud.

¡Disfruta de la máxima calidad en productos de las abejas!