Chat

Leche de arroz con calcio ecológica Natumi 1l

Imagen de Leche de arroz con calcio ecológica Natumi 1l
  • Producto ecológico.
  • Sin gluten.
  • Leche de arroz apta para veganos.
2,44 €
1,95 €
-20%
Descuento
Cantidad

Compra antes de las 17:00h tu leche de arroz con calcio ecológica Natumi 1l y recibe tu pedido el Miércoles 24 de Abril.
volver a Leche de arroz

ENVIO GRATUITO

A partir de 49.95€

DEVOLUCIONES

14 días naturales

MEJOR PRECIO

Garantizado

PAGO 100% SEGURO

En todas tus compras

Por qué comprar Leche de arroz con calcio ecológica Natumi 1l

El arroz es el cereal más consumido en el mundo debido a sus propiedades nutricionales. Esta leche de arroz con calcio está elaborada sólo con ingredientes vegetales y al no contener gluten ni lactosa es perfecta tanto para celíacos como para intolerantes a la lactosa. Resulta ser un buen sustituto a las leches de origen animal ya que está enriquecida con calcio, haciendo que un simple vaso de 200 ml de esta bebida de arroz cubra el 30% del consumo diario recomendado de calcio. Además es una bebida ecológica, por lo que su elaboración es respetuosa con el medio ambiente.

Ingredientes

Agua, arroz* (14%), aceite de girasol*, alga marina lithothamnium (0,4%) y sal marina. (* Procedente de agricultura ecológica).

Información nutricional

Valor energético 211Kj / 50kcal
Grasas1,1g
Grasas saturadas0,1g
Hidratos de carbono9,9g
Azúcares7,1g
Fibra alimentaria0,1g
Proteínas0,1g
Sal0,07g
Por cada 100g

Presentación

Envase de 1l

Modo de uso

Agitar antes de usar. Abrir y servir al gusto. Puedes acompañarla de cereales y tomarla fría o caliente. Una vez abierta mantener refrigerada. Cuando se termine acuérdate de reciclar el brick en el contenedor amarillo.

Perfecta para sustituir a las leches de origen animal y para garantizar unos niveles adecuados de calcio en tu cuerpo. Es apta para veganos y vegetarianos así como para intolerantes al gluten o a la lactosa. Con esta bebida de arroz también se pueden preparar postres y tartas. Piensa bien en este postre: arroz con leche de arroz, ¿locura o genialidad?